Análisis de Frostpunk (PS4). Ayuda a tu pueblo a sobrevivir a una nueva Era Glacial

Frostpunk

Frostpunk es el primer juego de supervivencia de una sociedad. Como dirigente de la última ciudad del mundo, tu deber será el de lidiar tanto con los ciudadanos como con la infraestructura

Suscríbete a nuestro canal de YouTube

Puede que sea gracias a CD Projetk Red y su obra, basada en la saga del brujo más famoso de nuestra época, que Polonia se haya posicionado como un jugador muy a tener en cuenta en el mercado de los videojuegos, sin embargo, cada vez son más los estudios que nos sorprenden con sus propuestas desde la tierra que vio nacer a Chopin o Marie Curie.

Precisamente, el título que os traemos hoy pertenece a uno de estos estudios, nada más y nada menos que a 11 Bit Studios, creadores del magnífico This War of Mine, de modo que ponte cómodo y abrígate bien porque nos vamos a adentrar en un mundo de hielos perpetuos y paisajes hostiles, esto es Frostpunk.

A finales del siglo XIX, la revolución industrial ha llevado a la humanidad a una era en la que el carbón, el hierro y el vapor son los pilares sobre los que se apoyan la sociedad y el progreso tecnológico, pero toda era tiene su fin. Sin previo aviso, el clima se fue volviendo cada vez más frío congelando todo a su paso y, poco a poco, llegaron el hambre y la enfermedad, la pobreza y la muerte.

Las ciudades, antaño grandes símbolos del poder de la humanidad, se han convertido en auténticos desiertos de nieve y hielo, los cadáveres de aquellos que no consiguieron aguantar las bajas temperaturas se cuentan por miles, amontonados en las vacías calles y entre los amasijos de hierro y piedra que son ahora sus edificios.

El frío, el gran enemigo a combatir

Frostpunk nos cuenta una historia de superación, de duras decisiones tomadas con el único objetivo de sobrevivir un día más, una historia de desesperación, pero sobre todo, una historia de esperanza en la que el destino de los que posiblemente sean los últimos supervivientes de la humanidad está en tus manos.

En Frostpunk el mundo se ve asolado por un terrible invierno sin final, en tus manos está la única esperanza de supervivencia para la humanidad

Como líder del grupo, llevarás a tu gente al norte, muy lejos de su Londres natal, hasta un generador a vapor situado en un cráter que servirá de barrera natural contra el temporal. A partir de aquí, todo depende de tí, Frostpunk nos irá dando cierta información, gracias a su narrativa emergente, sobre qué ha pasado con las otras expediciones, la existencia, o no, de otros asentamientos y otros detalles, pero tú serás el único artífice de la historia de Nuevo Londres y sus gentes.

Tu capacidad de gestión y tus decisiones afectarán directamente en las vidas de sus habitantes, sus familias e incluso en sus sentimientos y así te lo harán saber, pues, no olvidemos, que si por algo son conocidos los chicos de 11 Bit Studios, es por crear historias que hacen que el jugador se sienta tan involucrado a nivel sentimental que llegue a cuestionarse sus propios valores, haciendo que pases de las mejores intenciones a gobernar con puño de hierro en menos de 24 horas.

Primeras impresiones de Halo Infinite (Xbox Series X)

Gestiona, construye, investiga, pero sobre todo… sobrevive

En el plano jugable, en Frostpunk estamos ante un título de los llamados City-builder, es decir, un juego de estrategia basado en la construcción de ciudades y gestión de recursos. Deberás ir levantando tu ciudad, paso a paso, alrededor del gran generador que constituye el núcleo central, velando por su buen funcionamiento dado que será tu principal fuente de energía y calor, creando diferentes zonas en forma de anillos concéntricos.

La buena marcha de tu ciudad depende de este enorme generador a base de carbón, lo que convierte este recurso en uno de los más valiosos de todo Frostpunk

Para poder hacer realidad todo esto, los habitantes del asentamiento se verán obligados a trabajar incansablemente para recolectar los materiales y recursos necesarios para la construcción de estructuras, mantenimiento energético e, incluso, su propia alimentación, por lo que nada más empezar necesitarás asignar mano de obra a la obtención de madera, carbón, hierro y comida cruda, las principales materias primas de Frostpunk, sin descuidar el bien más escaso de todos, los trabajadores.

En Frostpunk, no podremos crear aldeanos, ni reclutar trabajadores ni nada parecido, la población con la que contamos es la formada por los únicos componentes de nuestra expedición más algunos refugiados que podrán llegar a nuestra ciudad si se dan unas determinadas condiciones, por ello el bienestar y la salud de todas y cada una de las personas a nuestro cargo cobra un papel de vital importancia.

Por ello deberemos procurar satisfacer, en la medida de lo posible, sus necesidades de techo, comida y cuidados dado que, a peores condiciones su salud se verá mermada y con ella, bajarán también su moral y su rendimiento en el trabajo, lo cual repercutirá directamente en el éxito o fracaso de nuestra misión.

disponer de mano de obra es algo esencial si queremos prosperar en Frostpunk, por lo que deberemos velar por cada uno de nuestros trabajadores

Poco a poco, si todo va bien, haremos que Nueva Londres vaya creciendo tanto en población como en infraestructura. Al margen de las viviendas, centros médicos o almacenes de materiales, podremos erigir otra serie de edificaciones que nos proporcionarán acceso a nuevas mecánicas y opciones jugables que nos ayudarán en nuestra titánica labor a la par que incrementarán el número de variables a controlar, siendo algunos de los más interesantes el taller y la baliza.

Gracias a la construcción del taller, podremos realizar investigaciones de diversa índole: mejoras de potencia y alcance para el generador, invención de ingenios mecánicos como los poderosos autómatas, capaces de sustituir a un grupo entero de trabajadores, o el descubrimiento de nuevas formas de extracción de carbón, hierro o madera, así como el cultivo en invernaderos. Con cada avance, se abrirán nuevos caminos en el árbol tecnológico, ampliando el abanico de estructuras a desarrollar.

Gracias al taller podremos hacer que nuestro asentamiento crezca tecnológicamente, obteniendo así nuevas herramientas con las que afrontar el duro invierno de Frostpunk

Por otra parte, la baliza nos permitirá crear una partida de exploradores, los cuales podremos mandar a realizar incursiones más allá del asentamiento, abriendo nuevas posibilidades tanto jugables como narrativas, ya que, en sus viajes, los exploradores podrán encontrar otros asentamientos, restos de otras expediciones y otros elementos que nos ayudarán a comprender, un poco, lo que ha ocurrido con el mundo y sus habitantes.

Análisis de Sumer in Mara (PC). Un verano inolvidable de aventura y magia

Pero si hay una mecánica que, sin lugar a duda, marcará tu experiencia en Frostpunk, es su sistema de políticas. Como gobernante de la urbe, tendrás que afrontar decisiones muy duras si quieres llegar a buen puerto. Un clima en constante cambio, casi siempre a peor, y la escasez de materia prima serán el caldo de cultivo perfecto para sumir al pueblo en el caos y la anarquía, de modo que, para preservar la efímera sensación de bienestar tendrás que hacer lo imposible por mantener en equilibrio las estadísticas de descontento y esperanza, representadas por dos barras en la parte inferior de la pantalla.

Estos indicadores nos informarán de cómo afectan en la moral de nuestro pueblo las diferentes decisiones políticas que vayamos tomando y ya te adelantamos que dichas decisiones pondrán a prueba tu escala de valores, haciendo que la frase “momentos desesperados requieren medidas desesperadas” cobre, cada vez, más sentido en tu cabeza.

Frostpunk te pondrá, una y otra vez, contra la espada y la pared con decisiones tan delicadas como hacer que los niños trabajen o aprobar una ley para doblar las horas de trabajo

Un trabajo de gran calidad artística y técnica

Hablar de Frostpunk en términos de diseño y calidad gráfica es hablar de la, hasta ahora, Opera Magna de 11 Bit Studios. El juego luce de manera espectacular su particular visión de la estética Steampunk, tanto a vista de pájaro como en las distancias cortas, haciendo gala del exquisito gusto de sus creadores a la hora de crear escenarios repletos de detalles.

Los bordes helados de las pantallas o el diseño de menús bajo una paleta de colores fríos, recordando, en todo momento, esa sensación de tristeza y desolación que inunda su atmósfera, son sólo algunas pinceladas del cariño que han puesto en un trabajo que sobresale, en muchos aspectos, por encima de los baremos de un RTS.

En cuanto al apartado técnico hemos de decir que el título está perfectamente adaptado a consolas, con unos tiempos de carga más que razonables y un desarrollo fluido sin saltos ni crasheos de ningún tipo. Además, el sistema de control que disfrutamos en Frostpunk es muy cómodo e intuitivo, con un puntero muy preciso, un mapeo de los botones en el mando de PS4 que se interioriza casi al instante y un sistema de atajos que te hará la vida muy fácil, siendo especialmente útiles en los compases más exigentes de la partida, cuando encender todos los calefactores de tu ciudad en tiempo récord es casi una situación a vida o muerte.

El mimo y el cariño de los desarrolladores ante su obra se nota en cada rincón de Frostpunk, detalles como el vapor de los generadores o las luces de la ciudad durante los ciclos día y noche ponen la guinda al pastel

Completa la experiencia de Frostpunk una banda sonora a la altura del resto de elementos, con temas muy elegantes y, en algunos momentos, cargados de sentimiento y emotividad pero que, a la vez, saben pasar lo suficientemente inadvertidos en esos momentos planos en los que son un mero telón de fondo, evitando la sensación de repetitividad.

Veredicto

Frostpunk ha resultado ser una gran experiencia de juego tanto si eres un amante de los RTS como si no. Su argumento, las sensaciones que transmite al jugador y su entorno, que no dejará que descanses lo más mínimo, saben mantenerte pegado a la pantalla y que pierdas la noción del tiempo. Una espectacular muestra del buen hacer de los chicos de 11 Bit Studios que, sin duda, no te dejará indiferente.

Suscríbete a nuestro canal de Twitch

Frostpunk

Duración: 20 h.
9

Jugabilidad

9.0/10

Gráficos

8.0/10

Sonido

8.0/10

Innovación

9.0/10

Narrativa

9.0/10

Diversión

9.0/10

Duración

9.0/10

Aspectos Positivos

  • Historia adulta y con una narrativa de calidad
  • Sistema de toma de decisiones que no dejan al jugador indiferente
  • Buena adaptación del control a consolas

Aspectos Negativos

  • Alta dificultad incluso en los niveles más bajos
  • Baja rejugabilidad debido al alto componente narrativo