Análisis de Maquette (PS5). Distorsionar la realidad está al alcance de una maqueta

Y si pudierais alterar la realidad a través de una maqueta? Maquette nos permite hacerlo mientras descubrimos una emotiva historia romántica

Y si pudierais alterar la realidad a través de una maqueta? Maquette nos permite hacerlo mientras descubrimos una emotiva historia romántica.

Suscríbete a nuestro canal de YouTube

Casi por casualidad descubrí Maquette y no hizo falta mucho tiempo para que me atrapara por completo. Graceful Decay y Annapurna Interactive son los encargados de jugar con nuestra mente en este título de puzles que entra por los ojos al instante y que sorprende a medida que descubres los detalles que lo conforman.

Como si nos encontrásemos en Alicia en el País de las Maravillas, la realidad cambia y se distorsiona delante de nuestros ojos, muchas veces a través de nuestros actos. Sin embargo, esta vez no nos encontramos en la búsqueda del Conejo Blanco, sino que nuestro Wonderland particular se encuentra en el mundo de los recuerdos reviviendo una historia de amor.

Maquette es una propuesta que entra directamente por los ojos

Las consecuencias de nuestros actos en la maqueta afectarán a la realidad, pero ¿qué es la realidad? Maquette juega precisamente con nuestra percepción en ese mundo onírico desdibujando nuestra perspectiva constantemente. A través de la historia de Kenzie y Machiel nos adentraremos en un mundo cambiante, explorando sus recuerdos. Y es que esta historia cala a los pocos segundos en el jugador debido a que es muy sencillo empatizar con los dos protagonistas.

Análisis de Loop Hero

Maquette consigue esto gracias a un cuidado trabajo de ambientación donde cada detalle envuelve a la historia. En este sentido, el apartado artístico está muy ligado a la narrativa ya que en un principio cuando se nos presenta la trama romántica el mundo de Maquette se muestra brillante, como salido de un cuento, pura fantasía. En algunos casos recrea incluso elementos de la infancia dándonos a entender que somos como niños jugando. De esta forma se escenifica la euforia inicial cuando conoces a alguien pero, poco a poco, este mundo pierde color y encanto conforme avanza la historia.

El espectador va a sentirse en todo momento asaltado por distintos sentimientos, ya sean de alegría, ilusión, risa o tristeza y en muchas ocasiones esto va a estar potenciado por la estupenda banda sonora que acompaña a la acción en muchos momentos y que, en ocasiones, contextualiza lo que estamos a punto de ver. También cabe mencionar el estupendo trabajo de los actores de voz Bryce Dallas Howard y Seth Gabel, quienes se encargan de interpretar a la pareja protagonista. Las voces están en inglés, pero Maquette se encuentra completamente traducido al castellano.

Gracias a todos estos elementos la historia de Maquette, siendo común y recurrente, consigue calar en el jugador despertando sentimientos dormidos. Una historia que no supera las cuatro horas de duración, pero que cumple con su objetivo de emocionar.

El apartado artístico de Maquette funciona en perfecta sintonía con la narrativa

Maquette nos sitúa en una perspectiva en primera persona, la cual ayuda a potenciar aún más la inmersión e implicación del jugador. Nos encontramos ante un juego de puzles muy peculiar: como ya os adelantaba se nos plantea un escenario cambiante, pero que siempre cuenta con una maqueta en su centro que hará las veces de nuestro centro de operaciones.

El mapa está compuesto de diferentes zonas que se irán abriendo poco a poco y en ese aspecto sí que es cierto que la propuesta se torna bastante lineal. Siempre vas a tener la solución de los puzles en la zona en la que te mueves y en la maqueta, siendo bastante sencilla su resolución.

Análisis de Oniria Crimes

Maquette no sorprende por su dificultad, pero sí por su ingenio, ya que a través de la interacción con los objetos en la maqueta la realidad se irá viendo afectada y se nos irá abriendo camino. La perspectiva juega en todo momento con nosotros y esto se refleja también en los acertijos: como si de una muñeca rusa se tratase la lógica se esconde capa a capa.

La interacción con los objetos será nuestro principal recurso para abrirnos paso

Nuestras acciones se limitan a coger objetos y caminar. Y, teniendo en cuenta lo reducido de las mecánicas en cuanto a variedad, sorprende que la interacción con los objetos no acabe de estar pulida y sea tediosa en algunos momentos. No es raro que un ítem se te quede atascado y tengas que hacer todo lo posible por desencajarlo si quieres seguir avanzando.

También es reseñable que, pese a encontrarnos ante un título diseñado para la nueva generación, existan algunos errores gráficos que obliguen a reiniciar la partida desde el último punto de guardado automático. Sin embargo, la cámara funciona como un tiro y, en cuanto al apartado artístico, he quedado sorprendida respecto a las texturas de los elementos con los que podemos interactuar. Gracias al juego de brillos y sombras cuando nos encontramos delante de una gema, la percibimos como tal, y si nos acercamos a los objetos vemos incluso muescas y detalles que, sin duda, aportan realismo.

Los mapas de Maquette cuentan con gran nivel de detalle, aunque es cierto que hay zonas que se perciben como menos trabajadas y simples. Generalmente el mundo de la maqueta cuenta con mucho más perfeccionamiento que su versión más amplia, pero todo a nuestro alrededor se siente bastante estático. ¿Es esto una señal de que nos encontramos en una maqueta en todo momento? El entorno no se percibe vivo a no ser que salte una escena y cobre vida de repente, aunque es algo que parece ser totalmente intencionado.

La nueva generación se nota sobre todo en el gran detalle de los objetos con los que interactuamos

Pese a que tiene margen de mejora, Maquette es un juego que recomiendo encarecidamente probar. El mundo que nos presenta, su historia y su planteamiento me enamoraron desde el primer momento, puesto que cuenta con todos los elementos necesarios para apelar a la sensibilidad del jugador. Maquette te envuelve en su realidad y juega constantemente contigo cual títere, algo a lo que te prestas en todo momento deseando ver qué más ofrece.

Es un título con muchas dosis de ingenio y un trabajo artístico notable que alivia el peso de los puzles con bonitas cinemáticas y muchos cambios en el entorno. Resulta una experiencia no muy larga, pero poco usual en su ejecución y que se disfruta desde el primer momento. Sorprende en un título de puzles que la narrativa esté tan cuidada siendo esto un aspecto muy positivo de la propuesta. Además, cuenta con un apartado musical de tal calidad que he añadido sus temas a mi lista de reproducción.

Veredicto

En definitiva, Maquette es una opción muy recomendable, ya sea debido a que os guste el género o porque busquéis un juego bonito con una historia emotiva. Si estáis dispuesto a dejar vuestra perspectiva de lado, no dudéis en adentraros en su mundo.

Suscríbete a nuestro canal de Twitch

Maquette

Duración: 4 h.
7.5

Jugabilidad

7.0/10

Gráficos

9.0/10

Sonido

8.0/10

Innovación

8.0/10

Narrativa

8.0/10

Diversión

7.0/10

Duración

6.0/10

Aspectos Positivos

  • Apartado artístico increíble con escenarios de fantasía abrumadores
  • La banda sonora es digna de escuchar
  • Es realmente innovador combinar el mundo de la maqueta con el plano real

Aspectos Negativos

  • Se podrían pulir algunos detalles de la jugabilidad, como la interacción con los objetos
  • La historia es emotiva, pero no es la primera vez que nos la cuentan
  • Los escenarios son abrumadores, pero tenemos poca interacción con ellos