Análisis de Tennis World Tour 2 Complete Edition (PS5). El golpe definitivo tendrá que esperar

Tennis World Tour 2

Tennis World Tour 2 está de vuelta, en esta ocasión con una versión para la nueva generación de consolas.

Suscríbete a nuestro canal de YouTube

Tras la reciente llegada de Tennis World Tour 2 a las consolas de pasada generación en 2020, llega a la next gen una versión revisada del mismo juego y optimizado para las nuevas máquinas de Sony y Microsoft. Sin embargo, Big Ant Studios, el equipo desarrollador, sigue sin perfeccionar la fórmula, manteniendo los mismos errores de la primera entrega y sin ningún tipo de amor por su producto.

Análisis de Papa’s Quiz (PC). Un party game para jugar con tus amigos a distancia

Volvemos a revisar y analizar Tennis World Tour 2 en la versión de PlayStation 5 pero ya os avanzamos que las mejoras son mínimas y que el juego tiene las mismas carencias que cuando salió en 2020, incluso encontrándolo a un precio bastante más alto de lo habitual para este tipo de desarrollos menores.

Una carrera a ritmo de tortuga

Tennis World Tour 2 es un juego de tenis bastante regular, no tiene un alto contenido jugable y encima el poco que tiene no está licenciado, los modos de juego son básicos y tiene un modo carrera que de primeras puede resultar ser muy atractivo pero que acaba siendo más bien un puro trámite de menús planos y en el que apenas hay ningún tipo de interacción ni progreso adecuado en nuestro tenista.

El duelo más esperado y querido por los fans del tenis no se siente épico

Quiero resaltar este aspecto más notorio y que de primeras debería ser lo que más apetezca jugar, pero en Tennis World Tour 2 no existe ningún tipo de mimo por la campaña de nuestro propio tenista, perdiendo cosas básicas que ya hacían anteriores juegos de este deporte en consolas de sexta generación. Brillan por su ausencia situaciones como las entrevistas al jugador tras los partidos, escenas de vídeo, charlas con patrocinadores o gestión de tu equipo… es que ni siquiera ofrece un progreso del personaje coherente.

Solamente podemos aumentar nuestras estadísticas en tres diferentes aspectos y estos hacen crecer de manera general el resto de los atributos. Por ejemplo, está la rama de fuerza, saque y aguante; da igual lo que subas, tus atributos físicos aumentarán de la misma manera y sin ningún tipo de coherencia entre ellos. Tennis World Tour 2 empieza a fallar desde el principio, el modo campaña, a priori gran atractivo del título y que nos debería empujar a seguir queriendo mejorar a nuestra futura estrella, ni siquiera hace un esfuerzo por ofrecer unas características básicas.

Literalmente, este es el primer menú que veremos, el componente de loot

Impresiones de Rogue State Revolution (PC). Gobernando en el caos

Por otro lado, y como era de esperar, Tennis World Tour 2 tiene las conocidas exhibiciones para hacer partidas rápidas contra la IA o para jugar a nivel local y los conocidos torneos. En este aspecto poco más, los grandes torneos mundiales no están licenciados y menos mal que conozco algo de geografía para ubicar a Francia en el mapa y descubrir cuál era el Roland Garros porque si no, ya me veía como en 2008 buscando a mi Valencia CF en cierto juego de fútbol y al que solamente podía encontrar bajo el nombre de Naranja CF.

Aunque esto no es un problema porque el mundo de las licencias es complejo, sí que debemos admitir que le quita un componente de credibilidad y emoción a este Tennis World Tour 2, y que haberlas adquirido habría sido un punto a su favor.

También hay una tienda para las compras integradas en el juego y esto es lo primero que el equipo desarrollador quiere que veas nada más comenzar Tennis World Tour 2, las cartas de mejora para tus partidos o lo que es lo mismo: consigue esta súper carta por un alto número de monedas que solamente podrás conseguir o jugando mucho o pagando una pequeña suma extra. Al final, hemos optado por no utilizarlas y es por esto que digo que no se toman en serio ni el modo más atractivo para un jugador, ya que lo primero que te presenta el juego es el componente artificial.

Ni Federer puede aceptar esta situación al comienzo de un partido

Jugabilidad sin fluidez es igual a la suma de los catetos al cuadrado

Si todo está mal, ¿qué nos queda? ¿Una excelente jugabilidad y sensación a los mandos que hacía tiempo que no veíamos en un juego de tenis?. Pues no, esta vez y al igual que pasó con la primera entrega, la jugabilidad se siente tosca y poco intuitiva, sobre todo en las primeras horas de juego y cuando digo primeras, me refiero a las cinco o diez horas iniciales, siempre dependiendo de la habilidad de cada jugador.

Tennis World Tour 2 presenta un sistema que no encaja, una estructura jugable que no se siente ni llamativa ni coherente y que no encaja para nada en los golpes y situaciones que estamos viviendo. Ya os avisamos con antelación, cogerle el truco a este juego requiere paciencia y práctica ya que luego cuando nos adaptamos a una jugabilidad basada en un timing perfecto, el juego se siente decente en cuanto a la misma, pero está muy lejos de ser algo notable. Para que os hagáis una idea; jugar en normal en los primeros compases puede suponer una odisea, pero en cuanto manejéis un poco los golpes, tendréis que subir la dificultad para poder disfrutar los partidos.

Nadal vs Federer, había que empezar el juego de esta manera

En cuanto a nuestras maniobras para ponerle al rival contra las cuerdas son varias y bastante conocidas: podemos contar con golpes planos, cortados y liftados, hacer globos a rivales que estén muy cerca de la red o jugárnosla y hacer una preciosa dejada de esas que te hacen sentir elegante y con los deberes bien hechos.

Todos estos golpes están bastante bien logrados en Tennis World Tour 2, exceptuando algunas ocasiones en las que nuestro personaje hace algún movimiento raro o más bien un poco anti natural a la hora de afrontar un golpe como pudiera ser un revés por encima de la cabeza y alguna cosa de ese estilo, pero nada que empañe mucho el tema jugable.

En resumen, Tennis World Tour 2 no es excelente en cuanto al manejo de nuestro tenista ni ante las situaciones a las que deberemos hacer frente y esto es en gran parte, culpa del tosco y artificial movimiento que se siente en los partidos, pero que finalmente es agradable y disfrutable cuando por fin hemos superado una curva de aprendizaje muy elevada en los primeros compases del juego.

Los partidos a dobles tampoco se sienten dinámicos y tampoco ayuda su mala jugabilidad en la red

Historia de los videojuegos (VIII). La guerra de la cuarta generación (1991-1993)

El componente online es el mejor aliciente para jugar

Normalmente no suelo jugar a videojuegos por su apartado online pero en Tennis World Tour 2 no me ha quedado más remedio que probar hasta cada granito de arena que ofrecía el juego por su poco contenido y su poca falta de atención en numerosos detalles y aspectos básicos que tiene que tener un juego de tenis. Sin embargo, el mundo online de Tennis World Tour 2 es un espacio ideal que está reservado para la competitividad y la demostración de tus habilidades ante adversarios de otras partes del mundo.

Hay un sistema de liga por victorias o derrotas que te hará subir de rango y que con ello te otorguen una determinada habilidad. Esto hará que el sistema de matchmaking te empareje con tus iguales para disputar partidos. Cuando ya llevas varios partidos jugados y empiezas a tener cierto nivel, es donde aparecen los verdaderos combates, las verdaderas luchas contra otras personas por ganar un ansiado punto que pueda romper un break o un punto largo que te haya hecho sudar a los mandos sin ningún tipo de recompensa pero que hacen sentir la emoción del tenis como nunca.

El apartado online es muy competitivo y un buen aliciente para disfrutar del juego

Por último, quisiera resaltar el trabajo de optimización que hay en el juego pese a sus diversos bugs que puede ofrecer como perder el sonido en mitad de un partido o algún bloqueo circunstancial del propio juego. Pese a estos leves errores, el juego va bastante fluido en cuanto a la tasa de imágenes por segundo y como lo hemos jugado en una PlayStation 5, se puede apreciar esta mejoría con respecto a la versión de PlayStation 4.

Además, llaman mucho la atención algunos efectos de sonido, sobre todo los de los tenistas profesionales, ya que muchas veces te hacen sentir que estás jugando con el verdadero Nadal por su forma de gritar cuando golpea una pelota o sentir la impaciencia y rapidez que caracteriza a Sharapova en sus saques rápidos y directos.

Gracias a estos efectos Tennis World Tour 2 logra meternos en el papel de manera excelente pese a su apartado gráfico, que pese a que en algunas animaciones faciales de los profesionales se puede intuir un trabajo bien hecho, ese nivel no se aprecia en el resto del entorno, en los que muchas veces se percibe como una silueta de plástico o un jpg pegado en el fondo de las pistas de tenis. En cuanto al idioma, el juego viene traducido a nuestra lengua y las voces que se escuchan (la de los árbitros) irán en sinergia de la zona del torneo que estemos jugando.

Las expresiones y caras de los jugadores a veces roza el excelente y otras el suspenso

Veredicto

Tennis World Tour 2 un ejemplo de cómo no debería hacerse un juego de tenis y mucho menos el juego que esperan los fans de este deporte, que tiene cada vez más lejos el esplendor vivido en épocas pasadas con los famosos Virtual Tennis o los Top Spin.

Su jugabilidad tosca y difícil en los primeros compases, su falta de contenido y su poco mimo en un modo carrera que está lejos del aprobado, hacen de este Tennis World Tour 2 un producto con pocas ganas y que solamente disfrutaremos si le dedicamos el suficiente tiempo y aprovechamos las ventajas online que nos ofrece

Tennis World Tour 2

Duración: Incalculable
5

Jugabilidad

6.0/10

Gráficos

5.0/10

Sonido

4.0/10

Innovación

5.0/10

Diversión

4.0/10

Duración

6.0/10

Aspectos Positivos

  • Algunas expresiones de jugadores profesionales están bastante logradas al igual que sus sonidos reales
  • Su modo online

Aspectos Negativos

  • Falto de contenido
  • Su jugabilidad es muy tosca
  • Gráficamente es muy flojo