Análisis de The Ambassador Fracture Timelines. Un divertido Twin Stick Shooter medieval

Análisis de The Ambassador Fracture Timelines. Un divertido Twin Stick Shooter medieval

The Ambassador Fracture Timelines nos embarca en una breve pero adictiva aventura donde el control del tiempo es la piedra angular sobre la que pivota toda la jugabilidad.

The Quantum Astrophysicists Guild nos presenta The Ambassador Fracture Timelines, un Twin Stick Shooter indie con estética retro y ambientación fantástico medieval desarrollado por tinyDino Games.

El pupilo de la Embajadora del Tiempo

Comenzamos la historia en un bosque que hace las veces de tutorial y escena introductoria donde se nos narrará que hemos sido elegidos para ser el pupilo de Cait, Maga Diestra, Embajadora del Tiempo e integrante de la Confraternidad Eterna, una suerte de compañía con la habilidad de manipular el tiempo, así como la de poseer otras habilidades mágicas.

Ya en la piel de un neófito en las artes arcanas Gregor, el protagonista, iremos acabando con diversos enemigos haciendo uso de nuestros recién adquiridos poderes, y una rudimentaria lanza, a lo largo de un par de escenarios a un ritmo frenético. El sistema de control es muy intuitivo tanto si utilizamos teclado y ratón o un pad y para cuando finalicemos los niveles iniciales ya controlaremos todos los mecanismos del juego.

El tutorial finaliza con una escena en la que Gregor y su mentor observan desde lo alto de un acantilado el valle en el que se encuentra Tamaris, la ciudad bastión de la Confraternidad. Es en esos momentos de tranquilidad, observando el valle tras haber derrotado a las criaturas del bosque, cuando Gregor se siente más descansado y seguro hasta el punto de llegar a afirmar que nada hay que temer mientras que Tamaris continúe allí.

Claro está, si no ocurriese nada, The Ambassador Fractured Timelines podría optar al título más breve de 2020. Pero no, el destino de Gregor es el de convertirse, cataclismo en forma de bola blanca de energía mediante, en uno de los pocos Embajadores del Tiempo supervivientes de la Confraternidad Eterna, si no el último, llamado a desentrañar quién está detrás de todo esto siguiendo las indicaciones de una moribunda Cait.

Si te gusta la esética pixel art, lee aquí nuestro análisis de Pode

En ese momento con las escasas fuerzas que le quedan, nuestro tutor abrirá tres portales tras los cuales se encuentran las pistas que nos llevarán a desentrañar el misterio de quién y por qué ha destruido la capital de la Confraternidad.

Variedad de escenarios y armamento

Un servidor ha seguido el orden de izquierda a derecha: morado, celeste y naranja, que corresponden a los bosques, montañas y finalmente las ruinas de la capital. La variedad de escenarios es probablemente lo mejor de este título. Incluso dentro de una misma zona, cada nivel se muestra completamente distinto al anterior y nos ofrece nuevos desafíos y oportunidades. Aprovechar a nuestro favor la escenografía es clave para salir airoso, desconfiar de ella, también.

Recomiendo explorar a fondo cada escenario pues existen caminos ocultos que nos llevan a localizaciones donde encontraremos tomos del conocimiento que nos ayudarán a comprender mejor la historia y trasfondo del juego.

¡¡The Ambassador Fracture Timelines parece en algunos momentos un bullet hell!!

La variedad de enemigos de The Ambassador Fractured Timelines, al contrario que la de los escenarios, es más bien limitada. Prácticamente todo se reduce a enemigos básicos con ataque sencillo, enemigos de élite -por así llamarlos- con ataque en área y finalmente los jefes finales que encontraremos en el último escenario de cada portal.

Aunque la estética de los enemigos es visualmente distinta en cada uno de los portales, a nivel de jugabilidad todo se reduce al sota, caballo y rey que he descrito en el párrafo anterior. Sin embargo, a pesar de ello, a mí personalmente no me disgusta del todo ya que cada uno disfruta de sus propias animaciones para los distintos ataques y los bosses finales son totalmente diferentes y tanto antes como después de derrotarlos nos sueltan píldoras de información que nos permiten avanzar en la historia

Podremos ir desbloqueando equipamiento en The Ambassador Fracture Timelines

A través de los distintos escenarios desbloquearemos nuevas armas e indumentarias con distintas habilidades y efectos. Algunas son armas sencillas como ballestas o espadas, otras mazas pesadas que atraviesan a enemigos, espadas congelantes o varitas de energía capaces de crear un haz de energía con el que mover algunos elementos del escenario.

La indumentaria pasa por toda una suerte de armaduras y togas mágicas que nos otorgan más puntos de vida o recuperación mágica a cambio de velocidad o energía.

Algunos enemigos de The Ambassador Fracture Timelines tienen ataques muy potentes

A lo largo de nuestra aventura iremos alternando entre distintas armas e indumentarias para optimizar al máximo nuestras posibilidades de cara a enfrentarnos a los retos más exigentes. Llegarás a hacerlo incluso en mitad de un combate para enfrentarte a las distintas fases de un boss final con mayores posibilidades de salir de ahí con vida.

La contraparte negativa a toda esta variedad es que algunas armas aportan poco, incluso llegan a ‘funcionar’ peor, o no son adecuadas excepto para momentos muy puntuales.

The Ambassador Fracture Timelines cuenta con gran variedad de escenarios

Gran parte de The Ambassador Fractured Timelines lo he pasado con la espada, maza y varita iniciales. Esto se debe a la poca variedad de enemigos y que ni su fuerza ni vida escala a lo largo de la aventura. Todos los ataques restan un corazón, los enemigos básicos resisten un ataque, los de élite dos. De nuevo, la simplicidad lastra un título que podría haber sido algo mucho más grande.

Poco que decir del aspecto audiovisual, pero todo bueno

Centrándonos en los aspectos más técnicos, poco malo que decir. El juego tiene un estilo retro pixel art bastante resultón tanto a nivel de escenarios como de personajes y animaciones. Los escenarios son bastante coloridos y detallados, y a mí, personalmente, me hacen rememorar viejos tiempos.

La banda sonora es sencilla, sin grandes alardes, pero es grata compañía durante la aventura que viene a durar aproximadamente 5 o 6 horas si no te atrancas mucho.

The Ambassador Fracture Timelines tiene un fantástico aspecto visual

Veredicto

The Ambassador Fracture Timelines es un juego sencillo, sin grandes aspiraciones y en líneas generales entretenido. Me hubiera gustado mayor variedad de enemigos y zonas por eso de que fuera más largo y profundizar en una historia que podría haber dado más de sí.  Aun así lo que ofrece es más que bueno, por lo que si su propuesta y su estética te atraen, no dudes en darle una oportunidad, no te va a decepcionar.

The Ambassador: Fracture Timelines

Duración: 5 - 6 h
7

Jugabilidad

10.0/10

Gráficos

8.0/10

Sonido

7.0/10

Innovación

5.0/10

Narrativa

6.0/10

Diversión

7.0/10

Duración

6.0/10

Aspectos Positivos

  • Un estilo artístico muy característico
  • Jugabilidad intuitiva
  • Variedad de escenarios y retos

Aspectos Negativos

  • Se hace algo corto
  • Escasa variedad de tipos de enemigos