Cómo domesticar monturas en Immortals Fenyx Rising

Immortals Fenyx Rising muestra un nuevo avance con el Pase de temporada y los planes posteriores al lanzamiento del juego.

En Immortals Fenyx Rising, tienes la capacidad de domar varias monturas que luego puedes convocar en cualquier momento.

Las monturas de Immortals Fenyx Rising son generalmente caballos y suelen viajar en manadas. También, a priori, no se alteran con nuestra presencia. Si en nuestra aventura nos encontramos con un animal con estas cualidades, es probable que sea una montura que pueda ser domesticada.

Cómo cambiar tu apariencia en Immortals Fenyx Rising

Para domesticar una montura, hay que agacharse y caminar lentamente hacia ella. Si aparece un signo de exclamación sobre su cabeza, deja de moverte hasta que desaparezca, porque significa que la montura se está poniendo nerviosa por tu aproximación.

Continúa hasta que estés lo suficientemente cerca como para presionar el botón Interactuar para domar la montura. Una vez que la montura está domesticada, puedes llamarla en cualquier momento y cambiar entre ella y tus otras monturas disponibles en el menú de inventario.

Una montura es una herramienta excelente para atravesar rápidamente el mundo de Immortals Fenyx Rising. Hay muchas especies diferentes de monturas para domesticar, y una vez que hayas domesticado una, podrás cambiar entre ella y las otras monturas disponibles en la pantalla de inventario.

Cómo escalar más rápido en Immortals Fenyx Rising

Para llamar a tu montura, simplemente hay que presionar invocar montura, y esta aparecerá junto a nosotros. Las monturas tienen una barra de resistencia al igual que Fenyx, y puedes gastar su resistencia para correr rápidamente a través de extensiones planas de tierra. Tu montura no puede saltar; más bien, saltar enviará a Fenyx a saltar de la montura, lo que nos permitirá deslizarnos hacia adelante antes de convocar inmediatamente a nuestra montura, que se situará bajo nosotros cuando aterricemos. Esta es una forma útil de cruzar huecos y terrenos accidentados que tu montura no puede cruzar fácilmente.