Impresiones de Knockout Home Fitness (Switch). Boxeando con ritmo

Knockout Home Fitness

Hemos podido jugar unas horas a Knockout Home Fitness en nuestra Nintendo Switch. Tras recuperarnos ya del esfuerzo os contamos que tal ha sido nuestro primer contacto con él.

Suscríbete a nuestro canal de YouTube

Durante mucho tiempo videojuegos y ejercicio físico parecían rivales irreconciliables. Lo único que podía acercar a esos dos conceptos eran los juegos de deportes, pero aun así la relación no fluía. No fue hasta la séptima generación de consolas, con Nintendo Wii como abanderada de este nuevo movimiento, cuando este eterno enfrentamiento se solucionó, y comenzó un boom que todavía no ha terminado del todo.

Knockout Home Fitness es la última muestra de ello. Llegará a la alumna aventajada de Wii, Nintendo Switch a finales de este mes de Septiembre y hemos podido probar el juego desarrollado por Marvelous! Así que según nos hemos secado el sudor y recuperado el aliento os traemos nuestras impresiones acerca de este intenso título.

Hablando de sudor, hasta hace unos años, sudábamos para derrotar a algunos enemigos o cuadrar algún salto, pero el control por movimientos modificó los hábitos de jugar más comúnes. De jugar en el mejor de los casos, sentado, nos pusimos en pie, y tras darnos al baile, está evolución terminó haciendo deporte.

En los inicios esto se dividía en diferentes ramas. Por ejemplo podíamos boxear, eso sí sobre el sitio como sucedía por ejemplo en Punch Out! A su vez, quién no recuerda esa Wii Balance Board que nos invitaba a adentrarnos en el mundo del fitness y del yoga. Esta popularidad en consolas vino acompañada por un ascenso también en la vida real de todas estas modalidades y todo ello ha desembocado como se veía venir en una mezcla de ambos estilos, que es lo que nos propone Knockout Home Fitness.

En lo que hemos podido probar del título de Marvelous! Queda clara que su objetivo, pese a que nos va a llegar una vez haya terminado el verano, es que desde ya nos preparemos para la próxima operación bikini, y para ello tras explicarnos de manera breve pero concisa cual va a ser su modus operandi, nos pone en un abrir y cerrar de ojos a liberar endorfinas haciendo ejercicio. Un ejercicio que no se va a limitar al fitness al que hace alusión el título, ni al boxeo anteriormente mencionado.

Una vez configurado todo, podremos empezar con Knockout Home Fitness

Otras disciplinas tan de moda como el Karate, el Muay Thai o el Kick Boxing también comparten el protagonismo de este Knockout Home Fitness, y para ello lo único que vamos a necesitar además de sostener los dos joy-cons de nuestra Nintendo Switch va a ser algo de espacio libre a nuestro alrededor para poder disfrutar sin obstáculos del juego.

Una vez estemos dentro del juego, encontraremos una interfaz muy similar a otras propuestas similares, con el clásico calendario en el que se van registrando nuestras sesiones, y también para marcar desde dónde iniciamos nuestros entrenamientos deberemos registrar tanto altura como peso. Una vez completado esto, sí que podremos comenzar a jugar.

Análisis de Clid the Snail (PS5). Recorrer mundos en miniatura escopeta en mano es tremendamente cautivador

En Knockout Home Fitness se nos ofrecerá la oportunidad de realizar cada día un entrenamiento de aproximadamente un cuarto de hora, donde empezaremos estirando para a medida que pasa el tiempo ir metiendo intensidad a nuestra práctica. Este entrenamiento hace las veces de tutorial la primera vez que nos pongamos frente al título y será de obligado cumplimiento para poder acceder al resto de opciones.

Por lo visto hasta ahora estas opciones no van a ser ni muchas ni muy rompedoras, ya que lo que encontramos son diferentes sesiones sueltas centradas en alguna de las modalidades que ofrece Knockout Home Fitness, y de una duración de entre 3 y 5 minutos aproximadamente. El número de sesiones apunta a ser amplio, aunque puede que pequen de ser muy similares las unas de las otras.

La interfaz en pantalla no es nada innovadora

Por lo que hemos sentido en nuestras carnes, cumple con su función ya que el sudor ha acudido a nuestra frente de manera casi inmediata, pero si queremos que Knockout Home Fitness se convierta en nuestro compañero habitual de entrenamientos, nos da la sensación de que a falta de probar con más profundidad el juego, estos se pueden hacer repetitivos más o menos pronto.

A priori tanto el boxeo, como el Kick Boxing van a ver reflejados la mayoría de los movimientos de cada una de las dos disciplinas, en cambio otras como el karate parece que van a estar muy desaprovechadas, aunque debemos esperar al lanzamiento definitivo para comprobar si son fundadas nuestras sospechas.

Un tutorial nos mostrará todos los movimientos disponibles en Knockout Home Fitness

Para jugar a Knockout Home Fitness necesitamos desacoplar los dos joycons y sujetarnos en nuestras manos. Ellos van a ser la clave del juego, ya que van a registrar todos nuestros movimientos. Jabs, Uppercuts y otros golpes van a estar a la orden del día, y pese a que la gracia del título consiste en realizar los golpes de la manera más fiel posible a lo que se nos propone, nos da la sensación de que no se penaliza que el movimiento no sea exactamente como se nos pide, y que probablemente valga cualquier tipo de movimiento para cumplir con nuestro objetivo.

Pese a ello, si consideramos que el fin justifica los medios, lo que sí que nos ha quedado claro tras varias sesiones de entrenamiento es que Knockout Home Fitness nos va a poner a sudar la gota gorda al de nada de empezar a jugar, y de esta manera consigue que quememos esas calorías que tanto cuesta quitarse de encima y que tan rápido se acumulan.

Nuestro objetivo es seguir el ritmo con el moviemiento adecuado

Dónde tampoco va a presentar innovación alguna el título es en el apartado gráfico. Realmente esto no es problema y tampoco nos va a ofrecer nada nuevo por muchas horas que les dediquemos. Un par de entrenadores, cada uno de un género y ambos con rasgos muy genéricos, serán los encargados de ponernos en forma y de darnos sus instrucciones.

Esto es algo que estandarizó Wii Fit, y que desde entonces apenas ha sufrido evolución, ya que realmente tampoco es un apartado esencial en este género. Lo que si resulta algo más esencial es el idioma en el que se nos habla. Y por desgracia en la versión de Knockout Home Fitness que hemos probado, el castellano no es una de las elegidas. Y pese a que no es muy complicado de entender cualquier cosa que nuestros entrenadores nos dicen, cuando estemos plenamente centrados en seguir el ritmo sería una pequeña ayuda escuchar en nuestro idioma que es lo que nos espera de manera inmediata.

Cada día que entremos en Knockout Home Fitness tendremos nuestra rutina esperándonos

Todo el conjunto que forma lo que hemos podido probar hasta el momento no nos da la sensación de que Knockout Home Fitness vaya a lograr diferenciarse de cualquier otro juego de corte similar. Muestra ideas muy prometedoras, que esperemos que finalmente se profundice en ellas dándole su personalidad propia y que pueden hacer que pasemos de estar disfrutando de un título más, a uno que realmente consiga hacer que sudemos día tras día frente a nuestra pantalla.

Suscríbete a nuestro canal de Twitch

Consigue tus juegos a un precio incomparable a través de nuestros enlaces de afiliados

¡ASÍ NOS AYUDAS!

Instant Gaming   CDKeys   Kinguin   Amazon