Impresiones de Rogue Spirit (PC). Que los recipientes te acompañen

Rogue Spirit

505 Games y Kids With Sticks nos presentan Rogue Spirit, una de esas propuestas que apetecen jugar. Ambientación japonesa, muchos personajes, generación de mapas procedural, enemigos por doquier y mucha exploración. 

Suscríbete a nuestro canal de YouTube

Rogue Spirit es un juego de acción «rogue-lite» con elementos de sigilo y exploración, siguiendo la tendencia que parece estar dominando el mercado. Como es de costumbre, tendremos mapas procedurales que varían en cada partida, y muerte, mucha muerte. Moriremos demasiadas veces antes ni siquiera de haber podido controlar por completo al personaje.

Al principio del juego, nuestro protagonista, el príncipe de Midra o más bien su espíritu, aparece en un templo invocado por unos monjes. Estos seres nos explican que un antiguo enemigo ha vuelto para causar el Kaos en la tierra de Midra. Así que, sin más preámbulos, se nos ofrece un cuerpo al que podremos poseer y así poder adentrarnos en este mundo que nos presenta Rogue Spirit.

Análisis de Rainbow Billy

Y es que al príncipe le toca ponerse el mono de trabajo para liberar al mundo de la presencia maligna que ha inundado dichas tierras. ¿Cómo llevaremos a cabo tan ardua tarea? Pues poseyendo los cuerpos de nuestros adversarios: éstos tendrán distintas habilidades según su fuerza y estilo de lucha. Podremos controlar desde bailarinas que fulminarán a sus enemigos a distancia, bárbaros que destrozarán al rival a base de fuerza bruta, espadachines que usarán su agilidad y armas para atraer al enemigo y partirlo en dos y monjes que con su bastón podrán ejecutar ataques aéreos en área.

Rogue Spirit es tan bello como cruel

Ambientación

La ambientación de Rogue Spirit es excelente. Las mazmorras en este rogue-lite no se ven como tales, siendo caminos generados proceduralmente que, pese a que nos marcan hacia dónde ir, dan una mayor sensación de amplitud al contrario de otras experiencias simulares. En este caso la ambientación toma préstamos de un japón feudal, con casas típicas en madera y templos con aspecto sintoistas. Los enemigos (y a la vez personajes jugables) del juego casan muy bien con la misma, cogiendo muchos elementos de la Asia feudal.

Esto se ve reflejado en el apartado gráfico, que ya muestra un muy buen acabado pese a estar en Early Access. La tasa de frames se mantiene estable y los gráficos están exentos de error tanto en modelado como en sprites.

La inspiración asiática se ve en cada uno de los elementos en pantalla de Rogue Spirit

Morir o morir, esa es la cuestión

Dark Souls o Sekiro ya nos entrenaron en su día. Han preparado a toda una generación a saber morir y a encontrar “el gusto” a esto de perecer en el mundo de los videojuegos. Y en Rogue Spirit no nos vamos a quedar atrás. El templo es como la base: al salir del mismo, nos encontraremos a los enemigos que atacan la tierra de Midra. Eso sí, no suelen ir ni solos ni son hermanitas de la caridad así que preparaos para una curva de aprendizaje bastante alta.

Así pues, al inicio no nos quedará otra que morir una y otra vez hasta que empecemos a dominar alguna de las clases de personajes que se nos ofrecen. Los enemigos, no obstante, tratarán de rodearnos (casi nunca atacan solos) y eso nos pondrá contra las cuerdas. Date por muerto si tres de ellos te rodean, ya que esquivar los ataques se hará realmente complicado.

Durante la exploración se nos marcan con exclamaciones los personajes con los que podemos hablar

En cuanto a las mecánicas y el manejo de cada uno de los personajes, son sencillos. Disponemos de un ataque “normal”, que podremos cargar manteniendo apretado el botón, uno secundario cuyo funcionamiento dependerá del enemigo al cual poseamos, un sprint que nos permitirá escapar del adversario o esquivar un golpe, etc. y la capacidad para bloquear ataques ya sean cuerpo a cuerpo o a distancia. Estas mecánicas en sí no son difíciles de aprender, pero en cada “run” veremos que sí son complicadas de llevar a cabo, sobre todo esquivar cuando te ves rodeado.

Finalmente, podremos decantarnos por el sigilo si así lo deseamos. Durante cada salida que efectuemos fuera del templo podremos volver a nuestra forma de espíritu. Con ella, es posible reclutar familiares que nos vayamos encontrando por el camino, lo cual, además de hacer que los enemigos no puedan detectar nuestra presencia tan fácilmente, nos permite efectuar un ataque por sorpresa que produce daños críticos.

Poca luz veremos en los bellos mundos de Rogue Spirit

A todo esto, hay que añadir los elementos, los cuales también jugarán un papel importante. Si conseguimos un personaje con ellos, pegaremos con mucha más fuerza y obtendremos ventajas como quemaduras por fuego o ataques de área de rayo.

Explorar puede darte ventaja

En Rogue Spirit no solo tendremos que eliminar hordas y horas de enemigos. En el mapa también encontraremos distintas piedras y pergaminos que nos harán esta tarea un poco más sencilla. Así, durante las partidas y derrotando ciertos enemigos, podremos obtener pergaminos que nos darán distinto equipamiento, como por ejemplo unas granadas de hielo, que harán nuestra misión un poco más liviana.

Durante el recorrido también encontraremos distintas piedras que podrán otorgarnos daño elemental, otra clase de runas que nos darán diferentes habilidades como más vida o ataque crítico en sigilo, e incluso encontraremos pequeños templos que nos permitirán recargar espíritu y teletransportarnos en el mapa entre ellos.

Las escenas de cargas muestran bellos parajes que recuerdan lo bonito que fue el mundo en su día

Aun siendo todavía un Early Access, Rogue Spirit se muestra a un gran nivel. Quizá como punto negativo, creo que se tendría que pulir un poco más la dificultad, dejándote un poco más de respiro al inicio de la aventura. Esto y una mejor gestión de la huida, ya que los enemigos tienden a atacar en grupos de 2-3 y, una vez rodeado, puedes considerarte espíritu de nuevo.

Análisis de The Plane Effect

Además, intentaría ahondar un poco más en la historia, sobre todo al inicio del juego, donde tras un breve tutorial para saber como funcionan los movimientos, nos lanzan a la aventura sin apenas presentarnos este mundo de Midra que luce francamente espectacular. Sin duda, Rogue Spirit es una muy buena propuesta que llega de la mano de Kids With Sticks y que nos deja con muchas ganas de probar la versión final.

Suscríbete a nuestro canal de Twitch