Impresiones de Terraformers (PC). Un nuevo hogar para la Humanidad

Terraformers

Terraformers es un juego de estrategia por turnos y gestión que nos pone al mando de la colonización de Marte con grandes toques desafiantes

La desarrolladora Asteroid Lab en colaboración con las editoras Goblinz Studio e Indie Ark nos traen Terraformers. Un juego en Early Access, de estrategia por turnos con importantes toques de gestión y de roguelite, disponible para PC en Steam y Gog (de momento). La acción se desarrolla mediante una expedición a Marte con el objetivo de colonizar el planeta. Al igual que muchas obras de literatura, cine e incluso otros videojuegos. Una complicada tarea con nosotros al frente controlando todo lo relativo al siguiente capítulo de la historia de la Humanidad.

Imaginemos por un momento que nos encontramos en un futuro más o menos cercano. Resulta que nuestra especie consigue un método y recursos para colonizar otro planeta. Crear un nuevo hogar para la humanidad desde el principio. Esa es la premisa de Terraformers, un juego que nos pone al frente de una expedición para hacer de Marte un lugar habitable.

Desde luego no es una empresa fácil, llegar a otro mundo distinto a la tierra, conocerlo, habitarlo, adaptarse a sus condiciones y también adaptarlo a las necesidades de la expedición responsable de este nuevo paso de la Humanidad. Un proyecto repleto de problemas, por ejemplo, los propios humanos: descontento, exigencias, malas decisiones. También el propio planeta: clima, terreno, recursos o ausencia de los mismos.

Marte nos espera en Terraformers

Sin embargo, no es una sola perspectiva de esa colonización. Terraformers nos propone distintos caminos o “sendas” para llevar a cabo esta misión, no siempre con los mismos motivos. Tal vez tengamos que encabezar simplemente el siguiente paso lógico de la evolución, tal vez una perspectiva más ecologista o más empresarial. Distintas visiones sobre una misma tarea.

Terraformers nos promete una aventura apasionante y desafiante. Por desgracia nada nos garantiza que vaya a ser un éxito seguro. Tal vez la colonización fracase y haya que volver a empezar, o que, tras un primer paso exitoso, sigamos adelante poco a poco y con desafíos cada vez mayores, dificultando lo que parecía haber empezado de manera muy sencilla.

Estos son los primeros pasos en Terraformers

El Arte de Colonizar

Lo más destacable de Terraformers es la multitud de mecánicas y aspectos a manejar. Empezamos el juego en un escenario-tutorial donde se nos explican las bases fundamentales y básicas de la partida. En general están bien explicadas y claras, aunque algo confusas en algunos puntos, como las “formas de vida”. Desde el principio se nos habla de un elemento nuclear: el apoyo.

Una mecánica representada durante las partidas de Terraformers con una cara sonriente a modo de emoji y con dos valores numéricos: uno que representa el apoyo total y otro que marca la cantidad de apoyo que recibimos o perdemos por turno. Este apoyo es algo que se debe vigilar continuamente puesto que si en algún momento llega a 0; se acabó la partida, hemos perdido y toca reiniciar. Los desarrolladores no nos engañan en ningún momento, nos muestran que no es un juego fácil, debemos manejarlo todo con sumo cuidado, sin precipitarse.

En esa primera partida también nos indica que Terraformers se divide en escenarios con distintos objetivos de victoria para ganar. Pero de eso hablaremos más adelante. Las partidas se desarrollan en una interfaz bien detallada y que nos ofrece información más o menos precisa de nuestras opciones. Una interfaz con dos niveles principales; uno ofrece una vista planetaria más general que podemos acercar al propio planeta para verlo más de cerca.

alguno de los eventos que se suceden en Terraformers

Otro nivel nos acerca a la ciudad o ciudades que hayamos construido. Ambas nos muestran recursos disponibles, rutas comerciales, condiciones climáticas y otras opciones. Hemos de tener en cuenta que estas ciudades son un punto importante de la jugabilidad, sin ellas no podemos controlar el territorio marciano, ni conseguir la mayor parte de recursos o de apoyo.  Podemos desplegar varias por Marte siempre que dispongamos de ubicaciones concretas (señaladas con un icono), zonas exploradas y recursos suficientes.

Por otra parte, tenemos a los líderes. Una suerte de gobernantes que nos ayudan a gestionarlo todo, y que debemos seleccionar y renovar cada cierto tiempo. No tenemos todos disponibles nada más empezar, y una vez terminado su mandato, no se les puede volver a elegir. Debemos escoger nuevos y aquellos no elegidos no vuelven a aparecer tampoco.

Análisis de Ragnorium (PC). Una compleja experiencia de colonización espacial

La importancia de esos líderes radica en sus habilidades: una pasiva y varias activas. Algunas permiten obtener más recursos, explorar, despejar rutas en las ciudades o conseguir apoyo o edificios concretos. Hay que elegirlos con cuidado. Durante la partida podemos hacer uso de una habilidad activa por turno. Como hemos mencionado hay una serie de recursos además del apoyo: comida, electricidad, ciencia, agua, nitratos, silicatos, titanio, tritio ¿Para qué sirven? Entre otras cosas para construir edificios y ciudades, repararlos, intercambiarlos mediante rutas comerciales, proyectos espaciales.

¿El camino a la victoria en Terraformers?

Estos recursos se pueden conseguir mediante edificios, habilidades de los líderes, comercio, eventos, etc. Se deben usar con moderación e inteligencia, puesto que malgastarlos se paga muy caro en algún momento de la partida, Terraformers tiene cierta tendencia a castigar la precipitación en todos sus aspectos.

Tierra 2.0

Otro aspecto importante es la exploración, que se realiza mediante ciertos proyectos o habilidades activas de los líderes, y que tiene un determinado coste en recursos (sobre todo energía). Este apartado es muy importante para obtener apoyo, recursos o edificios que nos concedan recursos por turno.

Hablemos un poco de las ciudades de Terraformers. Antes de ponernos a producir y emprender nuestro camino a la victoria hay que preparar asentamientos para nuestros intrépidos camaradas terrestres. El primer asentamiento nos lo conceden gratuitamente. Pero el resto tienen cierto coste y dependen de esas casillas con icono especial. Construirlas tiene su incidencia en el apoyo, así como algunos edificios que posean. Las ciudades pueden expandirse a otras casillas para conseguir edificios de recursos o zonas donde colocar otro tipo de edificios.

recompensas de la victoria

Los edificios en Terraformers pueden ser de dos tipos: de carta azul, que se colocan dentro de la ciudad y de carta roja, que se construyen en la interfaz planetaria. Hay multitud de edificios que proporcionan infinidad de elementos: población o robots (necesarios para expandir la ciudad y construir edificios), apoyo, recursos o potenciación de otros edificios, entre otros. En general tienen costes más o menos elevados, y se van acumulando en una “baraja” en la parte inferior de la interfaz. Se obtienen mediante selección de uno o más por turno, por los líderes o incluso algunos eventos.

Volviendo a las ciudades hay que elegir sabiamente dónde colocarlas, su ubicación incide en otros aspectos, entre ellos y como era de esperar, en el apoyo. También en algunos eventos que van sucediendo durante la partida: quejas de la población, tormentas o maremotos, por ejemplo. No siempre negativos, pero sí en parte evitables (levantar un dique para frenar los maremotos y evitar daños en los edificios o cambios en el clima). Su expansión también hay que administrarla con cuidado y siempre con un objetivo para el que merezca la pena los recursos y los posibles efectos adversos.

Videoanálisis de Nintendo Switch Sports

Levantar ciudades en Terraformers concede apoyo entre otras cosas, pero aumentar la población demasiado rápido o crear ciudades muy rápido provoca eventos como las quejas de la población más acusadas y rápidas (que pueden acabar con la partida rápidamente). Cada escenario tiene una duración variable (hasta que pierdas el apoyo o consigas la victoria). Pero en el transcurso, además de lo ya mencionado otro elemento importante es la terraformación. Las ciudades y edificios se pueden trasladar, pero a un alto coste y requiere de zonas disponibles para ello.

¡Vivo, está vivo!

El paisaje en general árido, desértico, frío y rojo, también puede alterarse. Tenemos unos valores climáticos: temperatura, oxígeno, atmósfera y lluvia. A través una vez más de los líderes, edificios, proyectos espaciales y eventos podemos alterar dichos valores. También propagar formas de vida como bacterias, animales o especies vegetales con sus propios efectos. Pero que dependen a su vez del clima, de líderes y de edificios para su uso y propagación.

un gran paso para la humanidad

Dichos valores tienen sus propios niveles y generan efectos en la partida de Terraformers. Por lo que vemos, las mecánicas en general son dependientes unas de otras, por lo que hay que hilar muy fino en este juego, se premia el equilibrio y se penalizan fuertemente la precipitación y los errores.

Para ganar los escenarios hay distintas formas: puntos de victoria o resultado de varias mecánicas. También hay objetivos más concretos según la senda, como producción de recursos o avances en terraformación. Una vez vencemos veremos cómo subimos de nivel, se desbloquean edificios, líderes y escenarios.

Terraformers se encuentra en Early Access por lo que una gran parte de su contenido no está disponible. Aunque se puede consultar lo que vendrá en el Roadmap. Por ello, aunque no está al 100% promete horas de contenido.

Uno de los líderes que podremos escoger

En cuanto al tema gráfico en general es como si viéramos en todo momento un libro de ilustraciones, en su mayor parte estáticas, pero atractivas, y con mucho trabajo detrás. Salvo la interfaz planetaria poco más hay que decir. La música por otra parte tiene cierto grado de épica. No es para menos en vista de la colosal tarea que tenemos por delante. Es relajada, pero a la vez inmersiva.

El juego en general es estable, pero sufre de ciertos bajones de FPS al pasar de turno, o en distintos eventos, aunque no es algo grave. Por otra parte, la dificultad si puede resultar excesiva tanto a jugadores experimentados en gestión como a algunos más noveles en este campo. El salto de dificultad del tutorial a los primeros escenarios de cada senda es brusco o muy brusco.

En conclusión, Terraformers es un juego de estrategia y gestión complicado, precioso y desafiante. Un pozo de horas, aunque no esté terminado. Con muchos aspectos que manejar, muchas dificultades y bellas ilustraciones. Pero esto es sólo el principio, así que le seguiremos la pista hasta ver el resultado final.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí