Impresiones Let’s Build a Zoo (PC). Lleno de ideas, lleno de potencial

Let´s Build a Zoo

Let’s Build A Zoo se muestra muy prometedor durante su fase beta inicial. Estas son nuestras primeras impresiones.

Suscríbete a nuestro canal de YouTube

Desarrollado por Springloaded y distribuido por No More Robots, Let’s Build a Zoo es un juego donde podremos gestionar, crear y diseñar nuestro propio zoológico con un apartado visual y sonoro de sobresaliente.

Sí a las betas

Las betas son muy buenas. Es esa parte del desarrollo del juego en la que puedes solucionar los errores y modificar el juego en función de los comentarios. La versión beta de Let’s Build A Zoo, el próximo juego de gestión de estilo tycoon de Springloaded y No More Robots, probablemente será el titulo por el que la mayoría recuerde al estudio más adelante.

El juego, en el primer día de su fase beta inicial, cuando lo probamos, estaba en mal estado. Durante la demostración de 45 minutos, en la que disfrutamos de los primeros compases de Let´s Build a Zoo el juego se bloqueó, tuvo una serie de pequeños errores visuales y le faltaron muchos toques que, con suerte, se implementaran más adelante. Sin embargo, esas asperezas rodean una perspectiva novedosa y única que está envuelta en un paquete familiar reconfortante.

Aquí seleccionaremos a nuestro avatar

El concepto de videojuego de gestión existe desde hace muchos años. Al menos en la superficie, construir un zoológico parece estar hecho en el mismo molde que los que vinieron antes. Los primeros días de juego siguen la misma trayectoria que los clásicos como Zoo Tycoon o Zoo Empire. Estás construyendo recintos, llenándolos de animales, asegurándote de que tengan agua y comida, instalando tiendas y haciendo que todo se vea bonito con decoraciones.

Let’s Build A Zoo tiene todos los mismos adornos que cualquier otro juego del género con un nivel de detalle molecular, incluso yendo tan lejos como para darle al jugador la opción de elegir qué ingredientes conforman el menú de los animales y en qué proporción. También sigue el mismo ciclo de juego: llena el zoológico con atracciones de animales, atrae visitantes que pagan para entrar y gastar mientras están en el parque y luego reinvierte este dinero en más y mejores animales para atraer a más visitantes.

Empezaremos con absolutamente nada, sólo nuestro terreno y nuestra oficina de encargos

Análisis de Farmer´s Fairytale (PC). Buena idea con mala ejecución

¿Eres tú, jurassic world?

El título planteará un dilema moral que no se parece a nada que puedas encontrar en otros lugares de este género. Para mí, era “¿Quieres pintar tu caballo y hacerlo pasar por una cebra para que sea más atractivo para tus invitados?”. Me reí, entonces, naturalmente, hice clic en sí. Un poco más tarde, Joe (comerciante de animales exóticos), un hombre encantador, se ofreció a venderme un animal que parecía ser un extraño híbrido entre un pájaro y un capibara.

Sí, por favor, Joe, véndeme tus animales mutantes del mercado negro. Poco antes de que terminara la demo, comencé a cocinar híbridos de animales en mi propio laboratorio CRISPR. Las posibilidades de esto hicieron que mi mente girara de emoción, aparentemente hay más de 300,000 posibles combinaciones de animales.

En el menú de creación, veremos todo lo que podemos agregarle a nuestro parque

Cuando dejamos de jugar por primera vez, sentimos que estábamos en camino de convertirnos en un dueño del zoológico corrupto y moralmente no tan gris. También puedes negarte a aprovechar estas oportunidades si quieres jugar el juego moralmente «bien»; en lugar de tratar con Joe, puedes rescatar animales o comerciar con otros zoológicos, por ejemplo.

Cada decisión moral tiene un impacto en el día, en la parte superior de la pantalla que los mide. Escondidos en algunos de los menús había edificios y decoraciones que parecían bloqueados por la cantidad de acciones morales / inmorales que he realizado. Cuanto mejor o peor has estado, más elementos de construcción parecen desbloquearse.

Desde este mapa podremos comprar y canjear animales con otros zoológicos del mundo

Toma mi dinero

Cuando terminamos la demostración, ya tenemos ganas de jugar la versión completa de Let’s Build A Zoo, aunque nos conformamos con volver a jugar la beta. El pixel art y la banda sonora relajada, son excelentes y serían suficientes para jugar este juego como si estuviéramos jugando un simulador como Planet Zoo. Ya sabéis, tratando de ser el mejor y más puro creador de zoológicos que pude ser. Let´s Build a Zoo incluso nos hace sentirnos Dioses al llegar ser de fusionar 2 cepas de ADN para crear un mutante impío, únicamente para el disfrute de la gente.

Análisis de Alex Kidd In Miracle World DX (Xbox Series)

Pero durante todo el tiempo que nos ha durado la beta teníamos a ese diablo sentado en nuestro hombro. ¿Quieres tener tiempo para explorar el lado moralmente cuestionable de Let’s Build a Zoo?  Tal vez la respuesta correcta sea que no, que queremos rescatar a un lobo y a un cerdo y de esta manera ampliar nuestra plantilla en el zoo, pero ¿por qué no simplemente mezclas un lobo con un cerdo y haces que la creación de Cronenberg deambule por el zoológico para que la gente se quede boquiabierta?».

En el laboratorio de genética, podremos cruzar especies y lograr tener animales únicos en nuestro zoo

Probablemente nos sintamos culpables por eso más adelante, pero ese es el aspecto único de este juego, que le da al jugador la opción de ser moralmente cuestionable en un género que generalmente es tan limpio, lo hace más divertido y mucho más interesante e innovador que sus compañeros.

Es posible que el tamaño del texto de Let´s Build a Zoo sea demasiado pequeño y actualmente no hay forma de agrandarlo. Después de desbloquear algunos elementos, el juego se rompió y bloqueando la opción de clicar en los diversos elementos que componen este Let´s Build a Zoo. Además otro punto en contra es la ausencia de modo pausa para poder editar y diseñar a gusto sin perder días.

La beta concluye con un mensaje de agradecimiento por parte de los desarrolladores

Como mencionábamos anteriormente el estilo Pixel-art hace de Let´s Build a Zoo un juego muy peculiar dentro de su género con una personalidad propia. Y a pesar de no estar, de momento, traducido al castellano es tan intuitivo todo lo que podemos controlar y cómo hacerlo que no parece que la barrera del idioma vaya a resultar infranqueable.

La versión beta de Let’s Build A Zoo demostró que hay mucho más por hacer en el camino hacia el lanzamiento. Sin embargo, más que eso, demostró que la idea central del juego es intrigante, novedosa y fresca. En conclusión, 45 minutos han sido suficientes para ver engancharnos al juego y para saber que estaremos esperándolo cuando se lance Let’s Build A Zoo en Steam y Nintendo Switch.

Suscríbete a nuestro canal de Twitch