Microsoft podría estar trabajando en una nueva patente destinada a permitir la verificación de juegos físicos en su uso digital

microsoft

Se ha informado de que Microsoft lleva un tiempo trabajando en un sistema de verificación para el uso digital de los juegos físicos

Una nueva patente de Microsoft, detectada por GameRant, sugiere que los jugadores podrán utilizar un disco de juego en su Xbox y verificar la copia para permitir el uso de ese mismo juego en su formato digital. En principio parece pensada para que se puedan usar copias físicas y verificadas en formato digital para Xbox Series S.

Xbox Series X/S

De momento no está claro si esto supondría el acceso a una licencia permanente para usar la versión digital de los juegos o simplemente sería algo de carácter temporal ya que podría tener que volver a verificarse. Esto último parece lo más probable, ya que si los jugadores pudiesen verificar el juego una única vez y obtener su versión digital de forma indefinida, podría tener como resultado jugadores comprando, verificando y devolviendo las copias físicas del juego.

Análisis de Eiyuden Chronicle: Rising

Brad Sams, periodista especializado en tecnología, decía que «en 2018 escribí sobre la posibilidad de convertir juegos físicos de Xbox en licencias digitales. Parece que Microsoft obtuvo la patente». Se trata de una noticia donde hablaba sobre una estrategia interna de Microsoft para permitir a los jugadores convertir juegos físicos en descargas digitales.

Microsoft Xbox One X

De momento no está claro si esto ha cambiado ahora que parece que Microsoft ha obtenido la patente, pero la noticia llega unos días después de que algunos jugadores informasen sobre problemas para jugar y comprar juegos de Xbox. Algo que la compañía planea solucionar y que destaca que se debe a un problema de DRM.

Tal y como recogen desde la cuenta de Does it Play?, dedicada a probar lanzamientos comerciales para que funcionen sin necesidad de conexión a Internet, la mayoría de los juegos de Xbox necesitan verificarse online antes de ejecutarse. Este habría sido uno de los problemas para que los jugadores pudiesen jugar con las caídas en los servidores de Xbox de este pasado fin de semana.