Valve obligada a pagar 4 millones de Euros por una infracción de la patente del Steam Controller

Valve y su Steam Deck

Valve pierde una demanda contra Ironburg Inventions y es obligada a pagar 4 millones de euros en daños y perjuicion por infringir una patente.

Suscríbete a nuestro canal de Youtube

A finales de enero de 2021 el juez Thomas Zilly, del Distrito Oeste de Washington, comenzó a juzgar el caso del demandante Ironburg Inventions contra la compañía Valve por infringir su patente de los botones traseros en un mando de juegos.

Valve pierde una demanda

La deriva de Valve: Dinero de la nada

A pesar de la insistencia de Valve en que no había infringido ninguna patente o propiedad intelectual, el juez magistrado opina lo contrario y ha obligado a la compañía a pagar 4 millones de euros por daños y perjuicios a Ironburg. Robert Becker, abogado del demandante, ha comparado las acciones de Valve con las del relato bíblico de David contra Goliat.

Durante el Consumers Electronic Show de 2014, el coloso de los videojuegos mostró un prototipo del Steam Controller donde se podían ver dos botones en la parte trasera del mando. Ironburgs Studios avisó al gigante de los videojuegos que esa característica ya estaba patentada. Dicha patente añadía dos botones o gatillos a la parte de atrás de un mando que podriamos manejar con nuestros dedos anular y corazón.

Valve pierde una demanda

Valve estaría trabajando en un juego capaz de leer nuestras emociones

Microsoft actuó correctamente y licenció la patente a Ironburg para poder usarla en sus mandos Xbox Elite, que debutaron para las consolas Xbox One y PC con Windows 10 en 2015. Valve, por el contrario, continuó el desarrollo del Steam Controller hasta su lanzamiento en noviembre de 2015 sin haber adquirido la licencia de los botones traseros. La compañía llegó a vender 1,6 millones de unidades de su producto antes de que fuera descatalogado en 2019.

Trent Webb, abogado de Valve, sostuvo que las caracteristicas del Steam Controller no coinciden con las señaladas en la patente de Ironburg y no infringian el diseño de esa empresa. Por el contrario los miembros del jurado, que recibieron el Steam Controller, consideraron que la infracción de esta compañía fue intencionada.

Suscríbete a nuestro podcast